Mundo

Turistas quedan varados tras cierre indefinido en la zona arqueológica de Machu Picchu

Redacción Sentido Común
Debido a las protestas antigubernamentales que se vienen desarrollando desde diciembre pasado en Perú, la administración de la zona arqueológica de Machu Picchu decidió cerrarla de forma indefinida para proteger a turistas y trabajadores.
El comunicado oficial detalla que «Frente a la actual coyuntura social en la que se encuentra nuestra región y el país, se ha dispuesto el cierre de la Red de Caminos Inka y la Llaqta de Machu Picchu, desde el día 21 de enero de 2023 hasta nuevo aviso, para salvaguardar la seguridad de los turistas y la población en general».
Las autoridades ofrecieron reembolsos para quienes tuvieran boletos para después del 21 de enero.
«se brindarán todas las facilidades a los turistas afectados para el uso de los boletos, desde el 21 de enero hasta un mes después de concluidas las movilizaciones» o deseen «solicitar la devolución del dinero».
El mensaje fue emitido por la Dirección Desconcentrada de Cultura de Cuzco y la Jefatura del Santuario Histórico de Machu Picchu, perteneciente al Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado.